Animales Nocturnos

La noche siempre ha sido sujeto de terror, desconfianza e inseguridad.

Por Sarah Ventura.


Publicado hace 9 meses 2 semanas


¿Por qué leer esto?

Porque le tememos a la obscuridad.


La noche siempre ha sido sujeto de terror, desconfianza e inseguridad. Aunque quisiera considerarme una persona nocturna, me da sueño a la media noche y realmente disfruto los días soleados mientras no sea Mayo.

Siempre me ha llamado la atención las cosas obscuras, brujas, vampiros, magia y el misticismo de lo que la noche podría traer. De pequeña, soñaba despierta que me encontraba en un campo en la noche esperando a que el Chupacabras apareciera, era como una película ochentera, mucho viento, campos de maíz, de repente una oveja descuartizada y yo, con escalofríos del temor. Nunca le pude dar una verdadera cara a esa criatura desconocida que parecía tan real sólo porque los “noticieros” así la denominaron.

Fui fan de Stranger Things, me recordaba un poco a esas escenas de mi imaginación. Ahora no siento temor, me encanta saber como la noche transforma a las personas, al ambiente, a los seres vivos, ¿cómo no podría cambiar? de tener todo a la vista, de encandilarte y creer que estamos seguros en el día, la noche es para aquellos que tienen la capacidad de entender todo lo que sucede sin necesidad de ver completamente, poner atención a cualquier ruido, escuchar tus pasos y las risas de un bar de la siguiente cuadra, como los animales nocturnos, a la espera.

Cuando me mantengo despierta hasta la madrugada, me doy cuenta de la paz que existe alrededor, los seres humanos llenamos de bullicio durante el día, no damos oportunidad a que otras criaturas reclamen su espacio, así que se apoderan de la noche. Las cucarachas conquistan imperios de basura y platos sucios, los gatos se pasean como dueños de la calle, temerarios, el tlacuache tiene paz, nadie le hace bulling por su físico desagradable para muchas personas.

Cada vez más nos hemos apropiado de la paz nocturna de estos animales, creemos que ellos son los invasores cuando en realidad nosotros lo somos. ¿Qué pasará el día que nos apropiemos completamente de la noche? ¿Tendremos la misma paz que ellos?

Poco a poco construímos éste ambiente tipo Blade Runner, basta con imaginar cómo será la Línea 3 del Tren Ligero, estoy segura que los murciélagos no están contentos. Un día los animales nocturnos nos acabarán, cuando menos lo esperemos, nos contagiarán algo nuevo, algo que sólo a nosotros nos enferma y ellos podrán volver a disfrutar de su paz.


Comentarios de Disqus